La Columna de Mosby (28): recuperar algo perdido

Va a ser uno de esos post en los que divago y divago, así que estad preparadas/os.

Bueno, seré clara porque me gusta dar contexto a las situaciones que se crean en mi cerebro, así que empezaré por decir que ayer fui con mis amigas al cine a ver La la land.

Y no sabría bien escribir o explicar aquí qué tengo en la cabeza ahora mismo, sólo sé que estoy tan emocionada y creativa que desearía que hoy hubiese sido uno de esos días en los que te vas a la cama y piensas: Wow, he hecho mil cosas.

María me dice “esta bien, supongo que estás inspirada” y yo miro el reloj, me río y lo vuelvo a mirar, porque son las 2 de la mañana y yo quería no volver a escribir de noche.

La banda sonora de la película se ha colado en mi habitación y parece que me esté estampando su mensaje en toda la cara. Tranquilas/os, no haré ningún spoiler.

Sobretodo porque tal obra necesita ser vista.

la_la_land-262021831-large.jpg

¿Cómo he llegado aquí? La gran pregunta.

Intentando no asaltar mucho la película, puedo decir que ahora que estoy sentada en mi cama con el portátil, pienso en cómo llegué a Granada. Este último año, claro.

El otro vamos a dejarlo como una utopía que se coló en la realidad.

Mis proyectos, muchos empezados y ahora en mi estantería, aguardando. Casi como este blog, el cual no sé aún para donde dirigir, porque me sirve de catarsis, un pequeño diario que me acompaña.

Las/los que también escribís (aquí en WordPress o donde sea) me entenderéis, a veces una se desmotiva hasta el nivel de no querer continuar. De dejar de verle sentido a algo que ayer parecía un trabajo o carrera serio, siento que a mí me ha pasado algo parecido durante las pasadas dos semanas.

Quizás por el cuelgue de las navidades o por un replanteamiento de muchas cosas, perspectivas nuevas forzadas. Y tú que me lees lo sabes, es difícil escribir con el corazón cuando este no sabe ni qué expresar. Aquí no podemos mentir.

pexels-photo-265667

No puedes escribir algo que realmente no sientes, porque incluso alguien que apenas te conozca sabe ver un texto vacío.

Así que me dediqué un poquito a esperar… Que… ¿Esa sensación estuviese de vuelta?

Y aquí está, siguiendo el ejemplo de La la land, me siento bailando con ella y disfrutando de cada paso, me doy cuenta que escribir es y será siempre algo parte de mí.

En resumen, por no enrollarme más…

Este ha sido uno de esos momentos en los que te das cuenta que no puedes renunciar, no a aquello que realmente deseas y tienes ganas de hacer.

Y por mucho que cueste, por mucho que duela, un paso siempre será un paso si estás dispuesto a darlo.

Así que vamos a caminar.

¡Feliz jueves!

¿QUIERES MÁS?

iconoSi te ha gustado ¡Comparte tu opinión en los comentarios!

Te dejo mis redes sociales🙂

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s