El valor de ser Sam #2.

Como ella yo soñaba en danzar en puertas ajenas celebrando el amor de la persona que anhelaba. Me dedicaba a contar los minutos y días más cercanos para poder satisfacer las ganas locas de escuchar unas palabras suyas, como ella, yo pensaba que esas palabras eran la lluvia que necesitaba para brotar mi alma.

Y así, como ella, Annie, la preciosa y admirada Annie de mis películas, me sentía alejada de todo aquello que rozase lo sentimental. Como quien sale al campo de batalla con un escudo que nunca tuvo que usar, pero que jamás se dejaría en casa.

Despertar cada mañana sabiendo que te acostarás siendo un poco menos tú mismo/a, no deja indiferente a cualquiera. Y eso era mi rutina, yo me miraba en los reflejos de las cristaleras y estaba segura que en algún momento, muy cercano, cuando cruzase ante una de ellas mi figura ya no estaría allí. Se habría marchado con mi dignidad y respeto.

Quizás por la casualidad.

Quizás porque la vida a veces es muy curiosa.

Tenemos la suerte de vivir en una especie de círculo que gira en forma dispar, no importa el orden o el lugar, lo único que importa es girar y girar.

Y entre giro y giro, él llego a mí. De una manera preciosamente inesperada.

Pero de nuevo, como Annie, quiero esconder mi cabeza en algún lugar, mirar hacia otro lado, silbar con disimulo y seguir paseando, escapar de la sala de espera.

Escapar. 

Y me acuerdo de aquel Sam número 2 de la película, del valor y de como le hizo abrir los ojos de una manera diferente a la asustada Annie.

sam2

Me hace preguntarme si seré capaz de mirar así.

Porque cuando alguien te hace sentir bien de nuevo siempre lleva consigo una ligera sospecha, un suave murmullo que se filtra por debajo de la puerta, casi imperceptible pero dejando un mensaje bien claro: ¿volverá a doler?

Pero como diría mi mejor amiga, sólo hay una manera de saberlo y es vivirlo.

De momento, para empezar, yo voy a cerrar los ojos y a decir… Gracias, más por favor.

annie

¡Gracias!

Te invito a conocer un poco más la historia de Annie y Sam, no te la pierdas, te cambiará tu manera de ver las cosas.

  1. Deja un comentario en el blog:)
  2. Puedes unirte a nuestro grupo de facebook
  3. También puedes escribir un tweet y decir todo lo que opinas en mi perfil @TamaraMosbyT o añadiendo el hashtag #loquenoescribíayer
  4. Finalmente, puedes seguirme en Instagram
  5. Madre mía… y ahora también en Youtube
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s